1. Quedarse embarazada
  2. Intentando concebir
  3. Pruebas de embarazo

Normas de verificación de datos en Flo

Todo el contenido de Flo Health se adhiere a las normas editoriales básicas relativas al rigor médico, la credibilidad de los datos y la vigencia de la información. Para saber qué hacemos para ofrecerte la información más fiable sobre salud y estilo de vida, consulta nuestros criterios de revisión de contenidos.

13 respuestas definitivas a tus preguntas sobre la prueba de embarazo hCG

Aunque el procedimiento de la prueba hcg de embarazo son bastante fáciles de entender, siguen generando muchas dudas entre las usuarias de Flo. ¡Hoy responderemos a todas!

¿Cómo funciona la prueba de embarazo hCG? Las pruebas de embarazo reaccionan con la gonadotropina coriónica humana (hCG, por sus siglas en inglés), la hormona que tu cuerpo empieza a producir cuando el embrión se adhiere a la pared uterina, entre los días 7 y 9 después de la fecundación. 

Las pruebas sensibles que detectan la hCG en la orina pueden indicar un embarazo el día en el que te debería haber comenzado el período, mientras que la mayoría de las pruebas para realizar en casa la detectan entre el día 5 y 10 desde la fecha en la que esperabas tener el período.

Un análisis de sangre para detectar la hCG puede tener un resultado positivo unos días antes que el análisis de orina más sensible. Las pruebas de embarazo para realizar en casa que detectan la hCG en la orina también tienen sensibilidades diferentes. 

En la caja vendrá indicada como 10, 20 o 25 mIU/ml. Cuanto menor es el número, mayor es la sensibilidad de la prueba.

La concentración de hCG se indica en los resultados de los análisis de sangre. En ellos, hay tablas que contienen la correspondencia entre su cantidad y un determinado periodo del embarazo. 

Inicialmente, la hCG se duplica cada 2–3 días y alcanza su cantidad máxima entre las semanas 8 y 11 del embarazo. Las pruebas de orina para detectar la hCG (pruebas caseras) solo detectan su presencia, no la cantidad. Por lo tanto, no indican la edad gestacional.

La forma más segura de evitar errores al realizar una prueba de embarazo es leer las instrucciones y seguir al pie de la letra las recomendaciones del fabricante. Hay pruebas de embarazo que analizan el chorro de orina y no necesitan recipiente. Solo tienes que poner el extremo correcto de la prueba bajo el chorro de orina durante unos segundos y esperar hasta que los resultados aparezcan. 

Las tiras reactivas se sumergen en un recipiente donde has recogido orina. Hay otro tipo de prueba que requiere recoger orina en un recipiente y luego pipetear unas gotas en una zona específica de la prueba.

Las pruebas de embarazo para realizar en casa digitales y con pipeteo permiten excluir errores de análisis e interpretación de los resultados. 

No hay necesidad de adivinar nada si hay una línea tenue. En la pantalla aparecerá un signo de más (+) o de menos (-) o «embarazada»/«no embarazada».

La primera orina de la mañana, que se ha acumulado en la vejiga durante la noche (después de más de 4 horas de sueño continuo), contiene la cantidad máxima de hCG. 

Por lo tanto, se recomienda hacer la prueba por la mañana. La orina extremadamente diluida debido al consumo excesivo de agua puede hacer que la línea sea demasiada tenue o puede dar un falso negativo.

Una línea tenue puede aparecer debido a una concentración insuficiente de hCG en la orina o si no has seguido bien las instrucciones de la prueba. 

En la mayoría de los casos, una segunda línea tenue en la prueba casera indica un embarazo, si se ha realizado correctamente. Se recomienda que: 

  • te hagas una prueba de embarazo hormona hCG  más sensible
  • te realices un análisis de la hCG en sangre 
  • te hagas otra prueba en casa (no necesariamente del mismo fabricante) en unos días

¿Cómo se leer una prueba de embarazo hcg? Para evitar falsos negativos y falsos positivos en una prueba de embarazo realizada en casa, es necesario seguir al pie de la letra las instrucciones de la prueba, seguir las indicaciones de almacenamiento y seguir las recomendaciones del tiempo de espera para obtener resultados precisos. 

Además, no uses kits de prueba caducados.

Una prueba de embarazo realizada en casa puede dar un falso positivo por varias razones: 

  • las instrucciones no se siguieron al pie de la letra
  • los resultados se interpretaron después del tiempo recomendado 
  • estás tomando medicamentos que contienen hCG 
  • el kit de prueba no se almacenó correctamente 
  • hace poco has tenido un aborto espontáneo, un parto prematuro o un aborto inducido 
  • tienes una enfermedad que afecta a las hormonas 
  • si tienes dudas de los resultados de la prueba, realiza otra en unos días.

Una prueba de embarazo realizada en casa puede dar un falso negativo por varias razones: 

  • las instrucciones no se siguieron al pie de la letra
  • el kit de la prueba está caducado
  • la prueba se realizó demasiado temprano en el ciclo menstrual
  • la orina estaba diluida

Vuelve a realizar la prueba en unos días.

Si estás tomando medicamentos para la fertilidad que contengan hCG, los resultados de una prueba de embarazo realizada en casa pueden verse alterados.

Generalmente, el alcohol, la lactancia, la menopausia y la ingesta de la mayoría de medicamentos no afectarán los resultados de la prueba.

La prueba reacciona con la hCG producida por el óvulo fecundado y liberada en el torrente sanguíneo de la mujer. 

En este caso, el sitio de la implantación no importa, tanto si se ha adherido a la pared del útero como a otro órgano. Un embarazo ectópico puede evidenciarse por la presencia de manchado o dolor en la parte inferior del abdomen, así como por el lento aumento de la concentración de hCG en la sangre. 

Si sospechas que tienes un embarazo ectópico, es necesario ir al médico.

En todas las situaciones anteriores, el médico te realizará varios análisis de sangre para detectar la hCG y controlar los cambios en su concentración. Un aumento lento de la concentración de gonadotropina no indica necesariamente que haya un problema, pero sí requiere una aclaración adicional. 

En general, la cantidad de hCG debería duplicarse cada 48-72 horas o, al menos, aumentar en un 60 % cada 2 días. Un aumento rápido de la hCG en sangre puede indicar, entre otras cosas, un embarazo múltiple.

Más artículos