1. Quedarse embarazada
  2. Intentando concebir
  3. Pruebas de embarazo

Normas de verificación de datos en Flo

Todo el contenido de Flo Health se adhiere a las normas editoriales básicas relativas al rigor médico, la credibilidad de los datos y la vigencia de la información. Para saber qué hacemos para ofrecerte la información más fiable sobre salud y estilo de vida, consulta nuestros criterios de revisión de contenidos.

Prueba de embarazo negativa: ¿qué hacer a continuación?

Una prueba de embarazo negativa significa que tienes un nivel bajo de “hormonas de embarazo”. ¿Pero qué hacer con esta información si estás intentando concebir? Veámoslo.

Las pruebas de embarazo caseras te ayudan a determinar si estás embarazada en una etapa muy temprana.

Estas pruebas detectan la presencia de la “hormona del embarazo” llamada gonadotropina coriónica humana (hCG) en la orina. El cuerpo fabrica esta hormona cuando un óvulo fertilizado se implanta en el útero.

Para obtener la máxima precisión en el resultado, realiza la prueba de 5 a 10 días después del fin del  período.

  • Estás embarazada, pero la prueba es incorrecta. Compra otra para estar segura.
  • No has seguido cuidadosamente las instrucciones de la prueba. 
  • Estás embarazada, pero has realizado la prueba demasiado pronto.
  • Tu ovulación ha sido tardía este mes y ha retrasado la fecha de implantación.
  • Estás embarazada de gemelos o trillizos, lo que hace que produzcas niveles demasiado altos de hCG como para que la prueba los detecte. 
  • Has desarrollado un embarazo ectópico y ha retrasado la producción de hCG. 
  • No estás embarazada y el período se ha retrasado por alguna otra razón.

Si tienes dudas acerca del resultado de la prueba:

  • Revisa que hayas seguido las instrucciones de la prueba de manera precisa.
  • La concentración de hCG se incrementa rápidamente, duplicándose cada dos o tres días, por lo que se puede volver a realizar la prueba unos días después.
  • Continúa manteniendo relaciones durante tu fase fértil.

Te has preparado con cuidado para el embarazo, te has sometido a todos los exámenes y tu médico ha confirmado que estás perfectamente sana. ¿Pero no te has quedado embarazada durante el primer ciclo?

¡No te preocupes! Una concepción exitosa se ve influida por muchos factores y concierne por igual a los dos miembros de la pareja, no solo a la mujer.

El estrés, la falta de sueño crónica, el sobrepeso o el peso insuficiente y una dieta poco equilibrada pueden dar lugar a una prueba de embarazo negativa. También puede ser que no acertaras correctamente con el período de ovulación o que el ciclo fuera anovulatorio.

Sigue un horario de sueño regular y una dieta saludable para mejorar tus posibilidades de éxito en la concepción el mes que viene. ¡Sigue intentándolo y lo conseguirás!

http://www.todaysparent.com/trying-to-conceive/getting-pregnant/5-reasons-youre-not-getting-pregnant/

http://www.webmd.com/baby/ss/slideshow-understanding-fertility-ovulation



 


Más artículos