Biblioteca de salud
Biblioteca de salud
Calculadoras
Calculadoras
Acerca de
Acerca de
    ¡Flo Parejas ya está aquí! Descubre por qué lo necesitas y cómo registrarte 

    Sangrado de implantación vs. aborto espontáneo: cómo diferenciarlos

    Actualizado el 28 de noviembre de 2022 |
    Publicado el 12 de diciembre de 2022
    Datos verificados
    Revisado por profesional médico Dra. Ruth Arumala, Ginecobstetra, cirujana plástica y ginecológica, Texas, EE. UU.
    Normas de verificación de datos en Flo

    Todo el contenido de Flo Health se adhiere a las normas editoriales básicas relativas al rigor médico, la credibilidad de los datos y la vigencia de la información. Para saber qué hacemos para ofrecerte la información más fiable sobre salud y estilo de vida, consulta nuestros criterios de revisión de contenidos.

    Sangrar al inicio del embarazo puede asustar, pero no tiene por qué ser algo malo. En este artículo, una ginecobstetra explica las señales de sangrado de aborto espontáneo y las de sangrado de implantación, y aconseja sobre cuándo pedir ayuda médica si te preocupa la situación.

    Aunque sangrar durante el embarazo suele causar gran preocupación, no tiene por qué significar que algo vaya mal. De hecho, puede que ocurra lo contrario.

    Si no te suena el término sangrado de implantación, no es porque no prestaras atención en clase de biología, ya que muchas personas no están familiarizadas con el manchado o sangrado que se produce cuando el óvulo fecundado se implanta en el revestimiento uterino. Pero, no te preocupes, hoy vamos a ponernos al día rápidamente.

    Si bien sangrar en la primera etapa del embarazo es algo común (según el Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos, ACOG, ocurre en un 15-25 % de los embarazos), puede ser difícil distinguir si se trata de un aborto espontáneo o de un sangrado de implantación o de regla, en algunos casos.

    Saber como es el sangrado de implantación (qué aspecto y consistencia tiene), y poder diferenciarlo de los síntomas de un aborto espontáneo, no solo te ayudará a identificar uno de los primeros signos del embarazo, sino también a solicitar ayuda médica cuando la necesites.  

    En este artículo, la Dra. Jennifer Boyle, ginecobstetra en el Hospital General de Massachusetts, nos aclara qué es el sangrado de implantación. Además, explica otras causas de sangrado en la primera etapa del embarazo, nos enseña a distinguir cómo es el sangrado de un aborto espontáneo y cómo es el sangrado de implantación, y qué hacer si esto nos preocupa.

    ¿Qué es la implantación? ¿Y el sangrado de implantación?

    La implantación se produce cuando el óvulo fecundado viaja por las trompas uterinas y se adhiere al revestimiento uterino. En esta etapa, el óvulo fertilizado se ha convertido en una bolita de células que se dividen rápidamente: el blastocito. El sangrado de implantación: ¿cuándo sucede? La implantación suele ocurrir entre seis y diez días después de la concepción y no es poco común experimentar sangrado durante este proceso.

    «El sangrado de implantación hace referencia al sangrado que ocurre cuando el óvulo fecundado anida en el endometrio o revestimiento uterino», explica la Dra. Boyle. ¿Siempre hay san